Blogia
nunatak

¿Dónde esta el poder de pueblo?

¿Dónde esta el poder de pueblo? “La idea de que se puede fomentar la paz mientras se alientan los esfuerzos por la posesión y el lucro, es una ilusión y peligrosa, porque le impide a la gente reconocer que se enfrenta a una clara alternativa: un cambio radical de su carácter o la guerra permanente. Desde luego esta es una vieja alternativa: los dirigentes han elegido la guerra y los pueblos los han seguido. Hoy y mañana con la increible destructividad de las nuevas armas, la alternativa no es la guerra sino el suicidio colectivo.” Erich Fromm “Tener o ser”.

Las manifestaciones y las pancartas no sirven, los conciertos no sirven, las urnas tampoco sirven para un cambio ¿Qué sirve? Somos la inmensa mayoría, los que estamos sabemos que este modelo politico, social, económico, esta forma de vivir occidental, esta carrera desbocada de producción, consumo, tecnológia solo es posible mediante el sufrimiento de la inmensa mayoría y destrucción del mundo. Estamos abocados a la lucha permanente, a la subyugación de hombre a los intereses económicos. Lo que puede plantear el G8 son parches para mantener el “status quo” y acallar conciencias. El G8 representa el poder económico y el mantenimiento del modelo mundial, que es un fracaso, tanto para los que viven sumidos en la misería sin esperanza, como los que viven en la opulencia rodeados de gadgets tecnológicos “good for nothing” y el terror por la pérdida de dicha opulencia.

El pueblo debe hablar y expresarse mediante la acción. Las manifestaciones son una fiesta, los conciertos son muy divertidos, la auténtica acción es golpear donde duele, allí donde el sistema se pone patas arriba. Y duele, en el poder de las gentes para comprar, producir y generar riqueza.

Todo se ha globalizado menos la democracia, la libertad y el acceso al bienestar porque la democracia occidental sirve a la económia global. Nuestra democracia no se puede globaliza porque solo existe mientra perviva este modelo excluyente. El auténtico poder no reside en la política sino en la economía. Nuestra democracia local sirve al poder economico local. Votar en las urnas no es ningún poder ni ninguna soberanía. ¿Qué mas me da uno que otro? Ambos sirven al poder económico. Ninguno impulsa un auténtico cambio. Nuestro voto es la elección entre morir de una forma u otra: de hambre o de locura. Lo cierto es que no queremos morir.

Poner patas arriba el sistema establecido, recuperar la soberanía del pueblo, de las gentes. Cualquier presión ha de ser economica, ni social ni de urnas ni firmas ni manifestaciones. El pueblo debe tomar las riendas. Y la única forma es mediante los “paros de consumo” coordinadas y graduales. Pero no es la paros o huelga al uso que atacaban a la producción. La huelga que sugiero es la huelga de consumo, es el paro de consumo económico (a nivel de individuo) y debe ser paulatina y de corta duración (una semana): paros masivos energéticas (no consumo de energia electrica, ni de gasolinas) , paros alimentarios (dietas a base de no refrigerados, no restaurantes, ni McDonalds), paros de consumo “tecnologico” e industrial” (no comprar coches ni televisiones, ni móviles ni aires acondicionados, ni cachivaches por un periodo), paros de “mass media” (no hacer uso de TV, ni radio, ni prensa), paros de consumo de ocio (ni cine, ni teatro, ni conciertos, ni música), paros farmacéuticos (boicot a las grandes multinacionales) etc...Paros no violentos, silenciosas, efectivas!

Estas son ideas a desarrollar. Tenemos que concieniarnos que el poder lo tiene el pueblo, lo quieran o no, aunque esto implique sacrificios. Pequeños sacrificios que sumados globalmente puede darle un vuelco al mundo. No está en manos de los lideres politicos o magnates económicos. Esta en nuestra manos.
08/07/2005
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres